sábado, 7 de febrero de 2015

MERCADOTECNIA Y BEISBOL

LA MERCADOTECNIA DE AYER Y HOY
 EN EL BEISBOL MEXICANO




Por Bernabé López Padilla.


Los directivos del siglo pasado buscaban mantener a la afición en el parque de béisbol y en esa época, como el béisbol es un deporte y este no se lleva con las drogas, no se vendía más que “sodas” y bebidas a base de frutas; además ese era negocio de otros.

Alguien, de esos que aman el dinero, dijo ese negocio es para nosotros y echaron para afuera a los vendedores de aguas, chicles, cacahuates, garapiñados, chocolates, etc….. Y además se percató que la afición llevaba muy bien escondida entre sus ropas, LA DROGA, botellas de cristal conteniendo “wachicoli”, alcohol revuelto con un cocimiento de frutas, ideó, vender cervezas (drogas bien frías) pa la calor y así el aficionado convive y conbebe dijo, muy a gusto, divirtiéndose con el béisbol.

Así cada pueblo tiene mil y una anécdotas, sobre las diversiones y sus complementos.

Cuentan que en Los Mochis los peloteros en los 40s. tenían tanto pegue que las chicas casaderas iban al béisbol a muestrearse, y que una de ellas le mandó flores al dogout a uno de ellos, porque investigó que era su cumpleaños, y al día siguiente ya se había puesto un vendedor de flores a la entrada del viejo estadio Mochis, y las chamacas se cooperaban para comprar los ramos de flowers y enviárselos a los galanes. Pero el negocio no duró mucho, ya que dicen, que unas señoras casadas le mandaron flores a Manuel Magallón que era un tipo muy guapo y con unos ojos zarcos que las dejaba muertas y otro que dicen también recibió fue Lázaro Salazar que no cantaba mal las rancheras.



Total los “chivos” maniobraron y se acabó el business.

Y así, avanzando el tiempo los directivos buscaban ganar más, y llegaron los juegos de estrellas, todavía me acuerdo de aquel que fue aquí en Mochis, la liga veracruzana Vs. La costa, que por cierto perdió la costa. Como lo lloré, era un chamaco de7 u 8 años y mi ídolo León “Duke” Carmel abrió la última entrada perdiendo la costa por una carrera y dio tremendo palo por el centerfilder, la pelota pegó en la barda chica y al rebotar cayó en manos del jardinero. Carmel creyó que se la había volado y no corrió, y asi apenas llegó a segunda base.

Los siguientes bateadores fueron dominados y con dos outs, el bateador conectó una línea al center y Carmel se arrancó hacia home y cuando dio vuelta por tercera algo pasó y dio unos pasos más y se fue de bruces, llegó la pelota y lo pusieron out y colorín colorado. Era la del empate y tal vez ese juego lo hubiera ganado la costa.

Lo cierto es que hubo un lleno fenomenal, vino gente de Navojoa, Culiacán y supongo que los ricos de todas las plazas aquí estuvieron presentes Y así, en la liga de Sonora, Sonora- Sinaloa, hubo juegos de estrella y la agente llenaba el estadio Emilio Ibarra Almada. Me acuerdo de uno en que la selección norte le hizo triple play a la sur.

Gonzalo Villalobos abrió con hit, y el que siguió recibió pelotazo, el manager mandó tocar a Pepe Peña, esté sacó un flaicito por la tercerabase, Ronnie Camacho, que jugaba para Empalme entra por la pelota y sacando el colmillo la deja picar, luego levanta y tira asegunda Moi Camacho recibe y tira a primera, Peña no corrió se quedó como espectador viendo lo que hacía Ronnie,y allí van dos outs. Villalobos se arrancó a tercera cuando vio a Moi tirar a primera y fue puesto out por la vía 35.



Por más que alegaba Peña pidiendo el infield fly los umpires se sostuvieron y triple play fue y quedó pa que lo contaramos. ¿Quién ganó? No me acuerdo. Tampoco importaba mucho. Lo que si me acuerdo es que hubo competencias de tiro a home de los jardineros que ganó Manuel Ponce de Cañeros, en donde el favorito era Ramón “El Diablo” Montoya, que cuando hizo sus tiros desviados y concluyó que no iba a ganar, demostró que era el que tenía mejor brazo y pasó la pelota por arriba del “grand stand” ; hasta la calle la mandó. Ese era brazo no chinfalderas.

Creemos, al igual que el Maestro Jesús Alberto Rubio y otros colegas cronistas, que la liga puede hacer lo que la MLB y ganar mucho dinero aprovechando la TV que les paga, ahora se ve por toda la nación y parte del mundo, hay un filón de oro que no se ha explotado.

Lo que sí, señores directivos quiten ese ruido infernal que no deja platicar durante los juegos, los encargados del sonido creen, al parecer, que la gente va al estadio por ellos y las mascotas, pero noooooo, vamos a ver buen béisbol y punto.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada